Cuándo comprar acciones

precio de una acciónSaber cuándo comprar o vender una acción es una máxima que cualquier inversor persigue. El momento de hacerlo, de entrar en dicha operación, o salir, vendiendo el activo, nos van a marcar el rendimiento que obtengamos.

Por eso mismo la pregunta siempre se basa en cuándo entrar y salir. Para ello definimos diferentes formas de hacerlo las cuales dan lugar a las estrategias.

En el artículo de hoy vamos a intentar responder a la pregunta de cuándo comprar acciones desde la parte más coherente la cual nos simplificará mucho la respuesta a esa pregunta.

El momento de la compra

Decidir que es momento de invertir no es una cuestión simple. Cuando decidimos comprar algún activo lo hacemos porque pensamos que su revalorización en el futuro se va a producir y podremos obtener un rendimiento.

Para que cualquier activo tenga rendimiento en una compra, el precio debe subir y por eso mismo debemos entender qué hace que una cotización tienda a subir.

decidir comprar accionesEs obvio que cuando decidimos comprar algo que está para bajar no estamos haciendo una buena inversión así que es importante distinguir lo que hace que el mercado sea alcista o bajista.

El principal causante de que un valor sea alcista o bajista en su fondo es el índice que lo resume y su sector. Esto explica aproximadamente entre el 65% y el 75% de los movimientos.

Cuando en 2008 la bolsa se desplomó, valores como Coca-cola cayeron a pesar de que el problema no iba con ellos.

La tendencia general del SP500 afecta y mucho a la expectativa económica y eso hace que la gente tienda a invertir o bien a tener en liquidez sus ahorros.

Por tanto, las decisiones de compra deben estar totalmente condicionadas por el momento del índice en el que nos encontramos y por el índice del sector al que pertenece una empresa, ambos deben ser filtros para buscar oportunidades de compra.

En un sector tecnológico como el actual en el que tenemos una tendencia alcista dentro de una economía USA que tiene una tendencia alcista, es obvio que debemos buscar compras que nos serán rentables. Igual no tanto se podría decir del sector energético hace unos meses.

El método que usemos para realizar la compra (el punto preciso de la entrada y el de la salida) vendrán afectados por el sistema, es decir, por el conjunto de reglas de entrada y salida concretos que usemos.

Pero reduciendo el sistema al absurdo, es decir, comprar valores que suben en economías que suben, ya sería una mejor decisión que no tener en cuenta el contexto general de la bolsa.

Las tendencias globales

En la economía, la bolsa sube a nivel mundial arrastrada por aquello que hace la principal economía del mundo, es decir USA.

Cualquier inversor con peso que observa una USA que cae desinvierte en el resto del mundo. Eso es lo que genera efectos de arrastre en economías ajenas a la americana.tendencia sp500

Por este motivo, las caídas del año 2000 o 2008 de USA arrastraron consigo a bolsas como la de Londres o el DAX alemán, pese a que el problema no iba en exclusiva con ellos el espíritu inversor estaba cambiando.

La economía USA tiende a expandirse condicionada por su PIB, confianza del consumir, nivel de empleo e inflación, 4 grandes variables para entender esta región que impactan en la bolsa de forma fundamental.

De todas esas variables es el empleo la que más correlación tiene con la bolsa. Así pues, analizar el empleo nos genera una proyección de si es momento de comprar o no comprar acciones.

Usando el sentido común

La bolsa tiende a subir, de forma que ante la duda de si debemos comprar y esperar que los valores suban o bien vender y esperar que la bolsa caiga, parece que tiene sentido siempre buscar las compras.

Para comprar podemos hacerlo de diferentes maneras. Por un lado podemos invertir en el índice el cual a la larga siempre tenderá a subir. La única precaución que debemos tener es entender si la economía empieza a girarse (nos lo dirá el desempleo) o bien sigue subiendo y en ese caso vale la pena entrar hasta que dure la tendencia.

Por otro lado podemos decidir comprar índices de sectores, seleccionando aquellos que más fuerza tienen.

invertir en sectores sp500Para eso debemos entender qué pasa a nivel general en cada uno de ellos, especialmente los que son cíclicos con la economía, los cuales caerán o subirán mucho más que el índice cuando la economía se expande o se contrae.

Bastará con evitar los cíclicos que no muestran una tendencia alcista clara para saber dónde debemos estar y dónde no.

Finalmente tenemos un tercer nivel que son las empresas. Sí, es un tercer nivel de inversión ya que las empresas no siempre son lo más rentable.

Cuando más pequeño es aquello en lo que invertimos más riesgo hay de que su valor se vea afectado por rumores o temas circunstanciales.

La bolsa desde los años 80 ha aumentado de forma espectacular y el sector tecnológico también. Apostar por ambos hubiera sido generar grandes rendimientos en la actualidad.

Sin embargo haber comprado una empresa como Olivetti no hubiera sido la mejor elección. Era una gran empresa del sector “tecnológico” actual pero sus decisiones concretas han lastrado a la compañía.

Cuando más detalle tengamos para invertir más riesgo asumimos y más rendimiento podemos esperar.

Nos podemos sorprender cómo la mayoría de fondos tienen retornos muy inferiores a los índices de las economías.

Es decir, muchísimas personas apenas baten a la media del mercado y por tanto para muchísimos hubiera sido más rentable invertir sobre el SP500 y no seleccionar empresas concretas.

Si queremos ser un inversor con mayor rendimiento que la renta fija pero no tenemos experiencia debemos primero acudir a los índices y alinear nuestras compras con el estado de la economía, entrando largos cuando la economía se expansiona.

El proceso de venta

Vender  algo que ha generado mucho rendimiento durante muchos años, y un ciclo económico suele durar 6-7 años, duele. Y vender algo que tiene pérdidas duele mucho más.

Sin embargo la salida es algo necesario. Las ventas se deben producir como resultado del finald e los ciclos.

Por tanto, cuando una economía se degrada es momento de mover nuestras inversiones hacia fuera de la bolsa y liquidar los beneficios tomados.

Normalmente los procesos de caídas se emparejan con fases de tipos elevados, sobre el 4%, de forma que son los momentos adecuados para moverse de la renta variable a la renta fija.

Nunca debemos tener un activo que baje sin control, ni tan siquiera en una estrategia de buy-and-hold.

vender accionesPodemos esperar que un activo que se compra tarde en llegar a los niveles que tenemos pero asumir pérdidas superiores a un 25% puede ser el final para nuestra cuenta, y más si lo tenemos todo puesto en una única operación.

Por tanto, hay que comprar aquello que sube, sea en máximos históricos, sea en testeo de soportes, sea porque lo dice un indicador que detecta tendencias alcistas; y es importante hacerlo cuando la gran mayoría piensa que el mercado sube.

El sentido común nos debe guiar por las decisiones en la bolsa. Y son muchos los que se mueven por ilusiones que nos hablan de comprar una compañía porque parece barata y resulta ser muy cara a la larga en un entorno de caídas bursátiles.

Es complejo decir cuándo comprar acciones, pero un poco menos cuando le aplicamos sentido común.

Recommended Posts
Comments
  • KIM hil
    Responder

    Fe!icidades por dar este servicio informativo, muchas gracias . KIM

Leave a Comment

Contactamos

Para cualquier asunto puedes enviarnos un mensaje y te contestaremos lo más rápidamente posible.

Not readable? Change text. captcha txt

Start typing and press Enter to search

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR
vender acciones