Trump y su impacto en las bolsas

trump presidenteEn la mañana Europea, la noche americana, se conocía la noticia más sorprendente que se podía esperar fuera de USA, la victoria del candidato republicano Donald Trump, alguien que, si por algo se ha caracterizado, es por ser la antítesis de la calma y lo predecible.

Y ante todo esto el mundo ya ha reaccionado en los mercados financieros de forma rápida y con mucha volatilidad. En el artículo de hoy repasamos el impacto de la llegada del nuevo Presidente de USA y sus consecuencias en el medio plazo en las bolsas

 

La sorpresa y el dólar

A las 3h00 de la madrugada horario París saltaban las alarmas, el candidato republicano comenzaba a girar el signo de las encuestas traduciendo a resultados reales a su favor.

Y las reacciones en las plazas asiáticas no tardaban en llegar. Los desplomes en Japón se comenzaban a producir hasta llegar prácticamente a un -4%. El mundo financiero internacional traducía en desplomes su descontento ante la llegada de Trump.

eurusd¿Por qué todo esto? Porque Trump es el populismo más alocado, la antagonía que desearía cualquier inversor y menos para ocupar el sillón más importante para la economía actual, la presidencia de la primera potencia mundial.

Y a su paso llegaba la reacción de la moneda americana, el USD. Si estos días experimentábamos un cierto desplome del EURUSD hasta llegar al 1.105, en apenas pocas horas la sorpresa Trump hacía saltar la cotización hasta el 1.13, todo un recorrido para unas pocas horas.

El peso mexicano se desplomaba y en las bolsas europeas se anunciaban caídas que reaccionaban en la misma línea que Asia, nadie quiere a Trump fuera de america.

La segunda sorpresa del día – USA se posiciona

Sin embargo a Trump es cierto que quien le ha encomendado el encargo de dirigir el país son los americanos, no los terrestres.

Y es por ello que con el paso de las horas el EURUSD volvía a su senda, senda bajista como recomiendan sus fundamentales.

nakedtradingY por otro lado abría WallStreet. Y lo hacía con un pequeño GAP que arrastraba la bolsa hasta un -0,3% para ir revertiendo su signo del rojo al verde hasta cerrar en más de un +1% de beneficio.

El signo es claro, USA quiere a Trump, o entre dos candidatos que no se querían se quedan con un millonario arrogante que representa el lado más visceral de una USA que elije aventura.

Si bien el arranque de Mr.Donald no ha significado un impacto negativo para la bolsa americana, ¿qué puede significar para el medio plazo de la bolsa?

Pues como siempre pasa en bolsa, se compran rumores, se venden realidades. La economía USA hoy es igual que la de ayer. La creación de empleo se sigue manteniendo en positivo, el desempleo sigue en el 4,9% a la espera de ver si sigue bajando y el PIB del país sigue en crecimiento.

Los indicadores macro y micro señalan que la economía americana funciona, y cambiar esa inercia en el corto plazo es complejo.

Lo que haga Trump en los próximos años sólo él y su equipo lo sabe, mientras las señales del cataclismo no se producen, los inversores deberían seguir con su visión en los mercados, la cual es igual con Clinton o con Trump.

Los retos de Trump

Sin embargo Donald Trump tiene por delante grandes retos. Por un lado el seguir acelerando la economía USA para continuar la creación de más empleo que siga bajando el desempleo.

Por otro lado la inflación se va acercando a los niveles deseados por la FED y por tanto la posible subida de tipos en diciembre acompañará sus primeros días como candidato electo.

En la vía internacional la economía USA se juega mucho. Por un lado, sus relaciones con sus socios Europeos y asiáticos, unos por exportación, otros por deuda, pueden jugar a su favor o en su contra para seguir la expansión de la economía americana.

presidente obama
Y finalmente la confianza del consumidor, el cual en parte ha reflejado un hartazgo ante la situación de la clase media, se puede ver repercutida si las promesas alocadas distan de ser materializadas.

En definitiva, el juego de equilibrios que tiene entre manos Trump es complejo. Y a todo ello debemos refrescar la imagen que deja Barack Obama, posiblemente junto con Bill Clinton uno de los mejores valorados en la gestión económica.

Barack deja un país en plena expansión, con bolsas en máximos históricos, pasando de un decrecimiento del PIB a un crecimiento neto, de crear parados a bajar el desempleo de forma consistente y aclamado hasta el último minuto de su historia.

Hay un refrán en España que dice “otros vendrán que bueno te harán”, por el bien de las bolsas esperemos que no sea así.

Recommended Posts
Comments

Leave a Comment

Contactamos

Para cualquier asunto puedes enviarnos un mensaje y te contestaremos lo más rápidamente posible.

Not readable? Change text. captcha txt

Start typing and press Enter to search

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR